Panes elaborados sin gluten, sin lactosa y sin conservantes.
GASTOS DE ENVÍO GRATIS A PARTIR DE 29€ | SUPRESIÓN DEL IVA EN EL PAN COMÚN
aceite de sésamo

Nutrientes del aceite de sésamo

Probablemente estás familiarizado con el aceite de oliva, de aguacate o de canola, pero, ¿conoces el aceite de sésamo? Aunque no es un producto muy conocido en nuestro país, en las cocinas china, japonesa y de Medio Oriente el aceite de sésamo es parte de la cocina popular.

Se elabora a base de semillas de sésamo crudas o tostadas. Estas semillas son ricas en proteínas y vitaminas B, aunque el aceite de sésamo no contiene la proteína ni muchas de las vitaminas y minerales esenciales. Sin embargo, mantiene los ácidos grasos y los antioxidantes, incluyendo la vitamina E y fitoesteroles, aliados naturales que reducen la absorción de colesterol en el intestino.

Descubre en este artículo por qué los nutrientes del aceite de sésamo tienen efectos positivos en la salud y cómo utilizarlo en tu dieta para disfrutar de todo su sabor.

¿Qué es el aceite de sésamo?

El aceite de sésamo se elabora a partir de las semillas del sésamo, también conocido como ajonjolí. De hecho, más de la mitad del peso de la semilla es aceite; el resto de la composición incluye proteínas (18%), fibra (8%), minerales (2%), etc.

El aceite de sésamo elaborado a partir de semillas crudas es de color claro, con un sabor suave. Las variedades tostadas son más oscuras y con más sabor, recordando ligeramente al gusto de las nueces.

Las grasas que contienen las semillas de sésamo son insaturadas, predominando las poliinsaturadas. Estas, unidas a la lecitina presente en el sésamo, lo convierten en un alimento que ayuda a reducir los niveles de colesterol en la sangre.

semillas de sésamo

Las semillas de sésamo poseen un buen porcentaje de fibra, cuyo consumo es beneficioso para regular la función intestinal.

También son una fuente importante de minerales como el magnesio -que participa en la actividad neuromuscular y en el metabolismo de los hidratos de carbono-; el fósforo -combinado con el calcio, interviene en la mineralización de huesos y dientes, además de ser necesario para la actividad de muchas enzimas y de las vitaminas del grupo B-; el calcio -interviene en la formación de huesos y dientes-, entre otros.

La metionina, el aminoácido esencial que contienen las semillas de sésamo con diversos beneficios para la salud

La proteína de las semillas de sésamo está formada por 15 aminoácidos distintos, con una elevada proporción de metionina.

La metionina es uno de los aminoácidos más importantes, con una serie de efectos positivos para el organismo, tal como analiza Michel Neidhart, profesor en la Clínica de Reumatismo e Instituto de Medicina Física de la Universidad de Zúrich, en su libro DNA Methylation and Complex Human Disease (2015):

  • Potenciador muscular: la metionina ayuda a absorber proteínas y equilibrar los niveles de masa muscular. Asimismo, se usa en tratamientos para la distrofia muscular, distensiones musculares y otras dolencias similares. Contribuye con la formación de cartílago en las articulaciones, tejido esencial para el movimiento de las mismas.
  • Reduce gradualmente la grasa corporal: la metionina presente en las semillas de sésamo transporta la grasa a las células convirtiéndola en energía y evitando que se acumule en ciertas partes del cuerpo.
  • Efectiva contra la migraña: la metionina regula los niveles de sustancias como la histamina, que ocasiona migraña y malestar gastrointestinal.
  • Es un relajante muscular, ideal para inducir el sueño. En este artículo publicado en la revista científica Experimental & Molecular Medicine puedes averiguar más sobre este efecto.
  • Es un antialérgico y/o antigripal natural. Además, previene los ataques de asma que producen ciertas reacciones alérgicas a los alimentos.
  • Disminuye el colesterol, previniendo la aparición de enfermedades cardiovasculares.
  • Es un antioxidante natural. La metionina contiene un alto nivel de azufre que ayuda a fortalecer los huesos, el cabello y las uñas. Previene la osteoartritis y trabaja activamente en el bazo, páncreas y sistema linfático.
  • Elimina sustancias perjudiciales evitando problemas de salud y ayudando a mejorar el estado general del organismo.

Para qué sirve el aceite de sésamo

Tanto el aceite de sésamo de semillas crudas como el de semillas tostadas tienen diversas aplicaciones culinarias. Generalmente, se usan para saltear carnes y verduras o se agregan a aderezos, adobos y salsas, pero también mejoran platos como los fideos, las sopas o los guisos.

No se recomienda para freír, pues al ser rico en ácidos poliinsaturados se puede oxidar al superar ciertas temperaturas, liberando sustancias nocivas para el organismo. Se utiliza vertiéndolo directamente sobre los alimentos para darles un toque especial.

Pero, además de tener un sabor y un aroma tan particular y llamativo, tiene potenciales beneficios para la salud.

Información nutricional

Una cucharada de aceite de sésamo contiene:

Calorías: 120
Proteína: 0 g
Grasa: 14 g
Carbohidratos: 0 g
Fibra: 0 g
Azúcar: 0 g

El aceite de sésamo contiene muchos antioxidantes, además de vitamina E, fitoesteroles, lignanos, sesamol y sesaminol. Estos compuestos pueden ayudar a reducir el riesgo de enfermedades crónicas.

Vitamina E, un poderoso antioxidante del aceite de sésamo

La vitamina E actúa como antioxidante ayudando a proteger las células contra los daños causados por los llamados radicales libres. Se trata de compuestos que se forman cuando nuestro cuerpo convierte los alimentos que consumimos en energía. También estamos expuestos a los radicales libres presentes en el ambiente por la contaminación, la radiación solar ultravioleta, etc.

Su contenido en vitamina E hace que podamos utilizar el aceite de sésamo para la piel (igual que usamos el aceite de coco o de argán). Ayuda a hidratar la piel, revitalizarla y la protege de las radiaciones del sol.

aceite de sésamo para la piel

Asimismo, la vitamina E estimula el sistema inmunitario, contribuyendo a la prevención de virus y bacterias.

Fitoesteroles: aliados contra el colesterol

Los fitoesteroles son componentes naturales de las células vegetales. Los fitoesteroles y el colesterol compiten entre sí por su absorción a nivel intestinal. Al prevalecer la absorción de los fitoesteroles, el organismo elimina mayor cantidad de colesterol.

Se recomienda el consumo de entre 1,5 y 3 gramos por día de fitoesteroles para reducir la absorción del colesterol. Asimismo, cantidades diarias de estos componentes de entre 0,8 y 1,5 gramos pueden contribuir al mantenimiento de los niveles normales de colesterol.

También hay que tener en cuenta que no se deben ingerir alimentos ricos en colesterol junto con otro alimento que contenga fitoesteroles, como el aceite de sésamo. Por el contrario, si combinamos alimentos con fitoesteroles con otros de origen vegetal, se obtiene un resultado positivo para la salud.

 

Ahora que ya conoces todos los beneficios y propiedades del aceite de sésamo, no esperes para probar el Aceite de Sésamo Tostado Bio NaturGreen de Leon The Baker.

Usamos cookies para asegurar que te damos la mejor experiencia en nuestra web.    Más información
Privacidad