Panes elaborados sin gluten, sin lactosa y sin conservantes
Oferta Flash: te regalamos dos panecillos solo hoy y mañana por compras superiores a 29€. Se te añadirá solo al carrito gratis.
salsa all'arrabbiata

Qué es la salsa all’arrabbiata

La salsa all’arrabbiata es una explosiva y contundente salsa italiana. El sabor principal es el picante, aunque se suaviza gracias al aceite de oliva virgen extra y el tomate. Se utiliza principalmente para acompañar pasta, pero también se puede añadir como base para una pizza, para acompañar un pollo a la parrilla o como salsa para tostas.

Su nombre, “arrabbiata”, proviene del término italiano “arrabbiato”, que significa “enojado” o “furioso”, lo cual se debe a su característico sabor picante.

Receta clásica

La receta básica de la salsa all’arrabbiata se prepara con los siguientes ingredientes:

  • Tomates: generalmente se utilizan tomates frescos, pelados y triturados, aunque también se puede usar tomate enlatado triturado o passata.
  • Aceite de oliva: se usa para freír los ingredientes y darle a la salsa un sabor suave.
  • Ajo: aporta un aroma y sabor distintivo a la salsa.
  • Guindilla roja: este es el ingrediente que le da el característico toque picante a la salsa. La cantidad varía según el gusto personal.
  • Perejil: algunas recetas pueden incluir perejil picado para realzar el sabor.
  • Sal y pimienta: para sazonar la salsa a gusto.

La salsa all’arrabbiata es una opción popular para aquellos que disfrutan de sabores intensos y picantes en sus platos de pasta.

Puedes utilizarla con cualquier tipo de pasta que prefieras, como penne, spaghetti o rigatoni, y también puedes agregar ingredientes adicionales como champiñones, aceitunas o alcaparras para personalizarla según tus gustos.

Preparación

Para preparar la salsa all’arrabbiata necesitaremos calentar el aceite de oliva en una sartén grande y luego agregar el ajo picado y la guindilla roja picada.

Después de que los ingredientes se hayan salteado ligeramente y liberen sus aromas, se agregan los tomates triturados y se cocinan a fuego medio durante unos minutos.

Finalmente, se sazona con sal, pimienta y perejil.

Y si no te apetece cocinar, prueba nuestra salsa all’arrabbiata elaborada según la receta tradicional italiana.

salsa all'arrabbiata
Nuestra deliciosa y tradicional salsa all’arrabbiata

¿Es saludable la salsa all’arrabbiata?

La salsa all’arrabbiata se prepara con ingredientes saludables como aceite de oliva virgen extra, ajo, guindilla y tomate.

Banner

Salsa all’arrabbiata

El pan que mejor te sienta, elaborado con ingredientes 100% naturales y sin gluten

Beneficios del ajo

El ajo es bien conocido por sus numerosos beneficios para la salud, entre ellos, el efecto hipotensor y antiséptico. Asimismo, el ajo tiene propiedades antioxidantes y puede ayudar a reducir el colesterol LDL y los triglicéridos.

Los compuestos presentes en el ajo también tienen propiedades antiinflamatorias y se asocian con la estimulación del sistema inmunológico, lo que podría ayudar a prevenir enfermedades y reducir la gravedad de los resfriados y la gripe.

Propiedades del chile

El chile es otro compendio de salud gracias a la cantidad de carotenos o capsaicina que aporta. Los carotenos o carotenoides son las sustancias que dan las tonalidades a las plantas.

En los últimos años han sido el foco de investigaciones en salud y nutrición porque se ha comprobado su alto poder antioxidante que podría contribuir a prevenir ciertos tipos de cáncer, enfermedades del corazón y de los ojos, así como mejorar el sistema inmune contra infecciones.

La capsaicina es el compuesto más famoso del chile. Es responsable de producir el típico ardor en la boca cuando lo comemos. Su popularidad ha aumentado gracias a las investigaciones científicas que han demostrado su utilidad para mitigar el dolor crónico y sus efectos benéficos en el sistema circulatorio.

Nutrientes del tomate

El tomate, por su parte, supone una deliciosa combinación de licopenos, vitamina C, vitamina E y betacaroteno, antioxidantes que ayudan a reducir el riesgo de enfermedades crónicas y el envejecimiento celular.

Además, el licopeno presente en los tomates se ha asociado con una reducción del colesterol LDL y una mejora de la función endotelial, lo que podría beneficiar la salud del corazón y reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

Las vitaminas y antioxidantes del tomate pueden contribuir a la salud ocular, además de tener efectos antiinflamatorios.

El aceite de oliva, fuente inagotable de salud

El aceite de oliva protege contra numerosas enfermedades y riesgos para la salud como la inflamación, el estrés oxidativo o las enfermedades cardiovasculares.

Gracias a su alto contenido en ácidos grasos monoinsaturados (ácido oleico) y poliinsaturados (ácido linoleico), el aceite de oliva aporta otros importantes beneficios como:

  • Eleva los niveles de colesterol HDL (bueno);
  • Disminuye el colesterol LDL-c (malo);
  • Beneficia el control de la hipertensión arterial;
  • Reduce la aparición de trombosis y previene la aparición de diabetes;

Recetas con salsa all’arrabbiata

Pasta all’arrabbiata

pasta con salsa all'arrabbiata

Ingredientes

  • 350 gramos de pasta (penne, espaguetis, rigatoni, etc.).
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
  • 3 dientes de ajo
  • 1/2 cucharadita de guindilla roja triturada (ajustar al gusto)
  • 800 gramos de tomates triturados o passata
  • sal y pimienta al gusto
  • hojas de albahaca fresca (opcional)
  • queso parmesano rallado para espolvorear (opcional)

Preparación

  1. Cocinamos la pasta en abundante agua con sal siguiendo las instrucciones del paquete hasta que esté al dente. Recuerda que puedes utilizar las múltiples variedades de nuestra pasta sin gluten.
  2. Escurrimos y reservamos un poco del agua de cocción.
  3. Mientras, en una sartén grande, calentamos el aceite de oliva a fuego medio. Agregamos el ajo picado y la guindilla roja triturada. Salteamos durante 1-2 minutos hasta que el ajo esté fragante, pero no dorado.
  4. Agregamos los tomates triturados o la passata y mezclamos bien. Llevamos la salsa a ebullición y luego reducimos el fuego a medio-bajo.
  5. Cocinamos a fuego lento durante unos 15-20 minutos para que los sabores se mezclen y la salsa espese ligeramente. Agregamos sal y pimienta al gusto.
  6. Si la salsa queda demasiado espesa, podemos añadir un poco del agua de cocción de la pasta para diluirla.
  7. Una vez que la salsa haya alcanzado la consistencia deseada, agregamos la pasta cocida a la sartén y mezclamos bien para que se impregne de la salsa all’arrabbiata.
  8. Podemos añadir unas hojas de albahaca para realzar aún más el sabor de esta deliciosa receta.

Pollo arrabbiata

  1. Preparamos la salsa all’arrabbiata igual que en la receta anterior.
  2. Precalentamos el horno a 200ºC.
  3. Salpimentamos unos filetes de pechuga de pollo, contramuslos o muslitos al gusto.
  4. Calentamos una sartén grande a fuego medio-alto y agregamos aceite de oliva. Cuando esté caliente, agregamos el pollo y cocinamos durante 3-4 minutos por cada lado, o hasta que se dore.
  5. Lo retiramos de la sartén y lo colocamos en una fuente para horno.
  6. En la misma sartén vamos agregando los ingredientes para ir preparando la salsa all’arrabbiata.
  7. Vertimos la salsa sobre el pollo en la fuente para horno.
  8. Horneamos durante aproximadamente 15-20 minutos, hasta que el pollo esté completamente asado y la salsa burbujee.
  9. Si quieres, puedes añadir hojas de albahaca fresca antes de servir para decorar.
  10. Acompaña el pollo con salsa all’arrabbiata con una guarnición de tu elección como arroz o verduras salteadas.